Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron
- Publicidad -

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron. El descubrimiento de la placa contó con la presencia del intendente de Villa Gesell.

Ocurrió ayer por la mañana. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron. El lugar elegido fue en la zona del boliche Le Brique, en el centro de la ciudad balnearia. Allí, Fernando Baez Sosa, de 18 años fue asesinado por un grupo de rugbiers.

«1er. aniversario del asesinato de Fernando Báez Sosa. El pueblo de Villa Gesell acompaña a su familia y solicita Justicia», reza la placa en homenaje al joven de 18 años. La misma colocada durante un acto en el que estuvo presente el intendente de esa ciudad, Gustavo Barrera; el jefe de Gabinete, Cristian Angelini; y la directora de Gobierno, Sofía Tineo.

El pequeño acto tuvo lugar sobre la avenida 3 frente al local bailable. Allí había asistido Fernando Baez Sosa el 18 de enero del 2020. El joven fue explusado a las 04.15 de la madrugada junto a sus atacantes.

- SUSCRIBITE GRATIS -

«A un año del asesinato de Fernando Báez Sosa, que conmovió a toda la sociedad argentina, las geselinas y los geselinos queremos que haya Justicia y que los culpables tengan su condena», expresó el alcalde en sus redes sociales.

«Abrazamos profundamente a la familia de Fernando. Nuestro compromiso es construir una Villa Gesell solidaria y sin violencia para que Nunca Más se repita un hecho semejante», concluyó.

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron

«Caducó» dijo uno de sus atacantes.

Rugbiers asesinos de Zárate, ¿quién es quién y qué penas tienen?

El crimen tuvo lugar el 18 de enero del 2020, un domingo. La ciudadanía conocía la noticia de un joven abatido a golpes por parte de una patota de rugbiers residentes de Zárate. Luego de dejarlo inconsciente en el piso de la vereda, le patearon la cabeza. Los patovicas echaron tanto al agredido como a los agresores, que completaron su bestialidad en la vía pública.

Lucas Pertossi, uno de los involucrados, les avisó a sus amigos que Báez Sosa había muerto usando el término «caducó». Hubo testigos y hasta cámaras de seguridad que registraron lo sucedido.

«Mirá ese negro de mierda», fueron las palabras con las que Máximo Thompsen, uno de los homicidas, comenzó la agresión hacia Báez Sosa. El componente clasista perdura en lo peor de los adoctrinados en el deporte que siempre es noticia por la violencia de sus jugadores y no tanto por sus resultados en la cancha.

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron

El momento del ataque

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

Fernando estaba con sus amigos y su novia en el boliche Le Brique en la ciudad balnearia de Villa Gesell. En ese contexto de iniciación de la violencia comenzaron los empujones. Al intentar cuidarse a el y a los suyos, se cruzó con los rugbiers asesinos, tras la intervención de los patovicas, los echaron a todos. Los registros indican que esto sucedió a las 04:30 hs de ese día.

Lo que pudo haber sido apenas una anécdota, terminó en el asesinato. Fernando se fue a buscar un helado y luego de 15 minutos de ocurrido el incidente en el interior del local bailable, lo atacaron a traición. Lo agarraron por la espalda y entre muchos le pegaron golpes y patadas. Báez Sosa estaba en el piso y aún así continuaron el castigo. Hubo una patada final y le dejaron marcada la suela de la zapatilla, algo que fue clave para los forenses para comprobar que quien remató al joven fue Máximo Thompsen. Fernando murió en el acto. También había sido violentado por dos patovicas.

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron

Villa Gesell: Rugbiers asesinos de Zárate, ¿quién es quién y qué penas tienen?

Hace un año el país se conmocionaba con la noticia del asesinato de Fernando Báez Sosa: un grupo de agresores mataron a golpes a un joven de 18 años a la salida de un boliche.

El crimen tuvo lugar el 18 de enero del 2020, un domingo. La ciudadanía conocía la noticia de un joven abatido a golpes por parte de una patota de rugbiers residentes de Zárate. Luego de dejarlo inconsciente en el piso de la vereda, le patearon la cabeza. Los patovicas echaron tanto al agredido como a los agresores, que completaron su bestialidad en la vía pública.

Lucas Pertossi, uno de los involucrados, les avisó a sus amigos que Báez Sosa había muerto usando el término «caducó». Hubo testigos y hasta cámaras de seguridad que registraron lo sucedido.

«Mirá ese negro de mierda», fueron las palabras con las que Máximo Thompsen, uno de los homicidas, comenzó la agresión hacia Báez Sosa. El componente clasista perdura en lo peor de los adoctrinados en el deporte que siempre es noticia por la violencia de sus jugadores y no tanto por sus resultados en la cancha.

El momento del ataque

Fernando estaba con sus amigos y su novia en el boliche Le Brique en la ciudad balnearia de Villa Gesell. En ese contexto de iniciación de la violencia comenzaron los empujones. Al intentar cuidarse a el y a los suyos, se cruzó con los rugbiers asesinos, tras la intervención de los patovicas, los echaron a todos. Los registros indican que esto sucedió a las 04:30 hs de ese día.

Lo que pudo haber sido apenas una anécdota, terminó en el asesinato. Fernando se fue a buscar un helado y luego de 15 minutos de ocurrido el incidente en el interior del local bailable, lo atacaron a traición. Lo agarraron por la espalda y entre muchos le pegaron golpes y patadas. Báez Sosa estaba en el piso y aún así continuaron el castigo. Hubo una patada final y le dejaron marcada la suela de la zapatilla, algo que fue clave para los forenses para comprobar que quien remató al joven fue Máximo Thompsen. Fernando murió en el acto. También había sido violentado por dos patovicas.

Fernando Báez Sosa

El padre y la madre de Fernando Báez Sosa

Víctima. 18 años, hijo de Silvino Báez, encargao de un edificio en Recoleta Graciela Sosa, cuidadora de adultos mayores. Había egresado del Colegio Marianista de Caballito y soñaba con ser abogado. Estudiaba Derecho en la Universidad de Buenos Aires. Estaba de novio con Julieta Rossi, de 19 años. Fernando amaba cocinar y participaba de actividades solidarias. Colaboraba en una ONG llamada «Seres vs Teneres» en Marcos Paz. Allí ayudaba a levantar paredes y pintar hogares.

Su madre declaró a los medios periodísticos que Fernando Burlando era el ídolo de su hijo quien tomó el caso, convirtiéndose en el abogado de la familia. Sus restos fueron velados en el colegio en el que estudió y finalmente inhumado en el Cementerio de Chacarita.

Villa Gesell: Rugbiers asesinos de Zárate, ¿quién es quién y qué penas tienen?

Máximo Thomsen, el principal acusado

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

Es el principal acusado y tiene 20 años. Fue quien le pegó la patada fatal a Fernando y que inició la pelea. En su Zárate natal, tanto el como su grupo de amigos rugbiers era señalado como el sector que siempre generaba peleas.

Los peritos afirmaron que los homicidas prometieron «romper todo» a través de converesaciones de Whatsapp antes, durante y después del crimen. Actualmente se encuentra perso en la Alcaidía 3 del Servicio Penitenciario Bonaerense en Melchor Romero en La Plata. 

Es hijo de Marcial Thompsen y Rosalía Zárate, quien fuera funcionaria del gobierno de esa ciudad, cargo al que tuvo que renunciar por el escándalo mediático. En el 2017, diarios zarateños calificaron a Thomsen como «el futuro puma».

Tras perpetrar el crimen, se cambió de ropa frente a la discoteca para ir a comer al McDonald´s de Villa Gesell. Los amigos de Báez Sosa, señalan que Maximo gritó «Dale, cagón, levantate», mientras Fernando sangraba en la vereda.

Ciro Pertossi

19 años. Cómplice y autor de la frase «Chicos, no se cuenta nada de esto a nadie». El homicida escribió eso en el grupo de Whatsapp de los otros implicados. Fue reconocido por tres testigos como «el sujeto que le pegó a Fernando cuando ya estaba en el piso, en su cabeza, cara, y pecho». Según imágenes aportadas a la causa lo muestran «chuparse los dedos» con sangre, en el momento en el que es interceptado por policías.

Villa Gesell: Rugbiers asesinos de Zárate, ¿quién es quién y qué penas tienen?

Lucas Pertossi, el que mandó el audio

20 años. El mayor de todo el grupo. La fiscalía investigó el Iphone y halló el momento del ataque, algo que lo hace partícipe necesario del asesinato, lueg deja de grabar la golpiza para pegarle a un amigo de Fernando. Diez minutos después de producidos los hechos de violencia, envió un audio a sus amigos diciendo: «Estoy acá cerca donde está el pibe y están todos ahí a los gritos, está la policía, llamaron a la ambulancia… caducó.»

Luciano Pertossi

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

18 años. Fue reconocido por amigos de la víctima como uno de los «agresores de Fernando».

Villa Gesell: Rugbiers asesinos de Zárate, ¿quién es quién y qué penas tienen?

Matías Benicelli

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

A las 10.30 de la mañana efectivos de la Policía golpeaban las puertas del lugar en el que estaban los rugbiers. Benicelli fue quien abrió la puerta. Según testigos, se lo cataloga como «agreso directo de Fernando y un amigo». Le grió a Báez Sosa «a ver si volvés a pegar negro de mierda».

Enzo Comelli

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

Al momento de su detención, el deportista de 19 años tenía un «hematoma sobre el labio inferior», signo inequívoco de haber participado en una situación violenta. La fiscalía consignó que de forma premeditada agredió a Fernando «junto con los restantes imputados, previo repartirse roles para agresor físicamente a la víctima y posteriormente matarla».

Blas Cinalli

Rugbiers asesinos ¿quién es quién en el asesinato de Fernando Báez Sosa?

De acuerdo con la imputación hay «sendos elementos probatorios para» ubicarlo «en una participación criminal esencial en la comisión del hecho» y como «agresor directo de Fernando».

Ayrton Viollaz

20 años. No tenía celular al momento del ataque. Sin embargo, la fiscalía alcanzó a comprobar que «todas las probanzas valoradas» lo ubican junto a Fernando, por lo que se trata de otro agresor directo. Circulan por internet fotos de Viollaz posando con un arma, otra con un fusil y otra imagen donde se fotografía consumiendo marihuana.

Alejo Milanesi y Juan Pedro Guarino

Aquella mañana a las 10:30 fueron detenidos con sus amigos pero salieron en libertad por falta de méritos. La fiscal Verónica Zamboni no halló elementos probatorios contra ellos. El 10 de febrero del 2020 fueron liberados. Zamboni afirmó que “no se los ha podido ubicar como agresores de la víctima o de algunos de los restantes damnificados”.

Tomás Collazo

No fue detenido, tampoco imputado, pero señalado como sospechoso. Para despejar las dudas se realizaron peritajes de las cámaras de seguridad de la zona y se reconstruyó su accionar mediante testimonios. Si bien se confirmó que salió del local bailable once minutos después que el resto de los imputados, aparece como alguien que observa lo sucedido, algo que no lo convierte en perpetrador del delito.

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron

La fiscal pidió que los ocho rugbiers que actualmente cumplen prision preventiva en al Alcaidía 3 en La Plata sean juzgados como coautores del delito de «homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas». La carátula contempla como pena posible la prisión perpetua. Contrariamente a lo que se pueda pensar, en Argentina la «prision perpetua» sólo tiene el nombre, ya que existe la posibilidad de que salgan en libertad condicional luego de 35 años de condena, cumpliendo con determinadas reglas.

A un año de crimen. Rugbiers asesinos: colocan placa en homenaje a Baez Sosa frente al boliche donde lo mataron

«Siento que Fernando está acá», dijo Graciela durante el homenaje a su hijo

«Tengo un gran alivio en mi corazón porque siento que Fernando está acá en medio de nosotros», dijo visiblemente emocionada Graciela Sosa, madre del joven asesinado en Villa Gesell, durante la colecta solidaria que se realizaba ayer en el Parque Rivadavia de Caballito en homenaje al primer aniversario del crimen de su hijo.

La mujer y su esposo Silvino Báez encabezaron la colecta en dicho parque porteño donde estuvieron acompañados en todo momento de amigos y compañeros de su hijo, quienes de encargaban de recibir cientos de donaciones.

«Tengo un gran alivio en mi corazón porque siento que Fernando está acá en medio de nosotros porque estamos haciendo lo que a él le gustaba que era ayudar a la gente», dijo con lágrimas en sus ojos Graciela en diálogo con Télam.

A un año de su asesinato, Graciela sostuvo que junto a Silvino están «pasando días muy difíciles» pero con la colecta solidaria que están realizando sienten «un alivio en el corazón» porque creen que Fernando «lo hubiera hecho por otro chico».

La mujer estuvo gran parte de la mañana resguardada en un gazebo montando especialmente para la ocasión y contó con la asistencia de otros padres que fueron a colaborar.

Desde allí, Graciela escuchó y agradeció cada muestra de solidaridad que la gente le brindaba

«Quiero que haya justicia y que haya perpetua para los 10 rugbiers. Que esto no vuelva a pasar. Como le dije a Silvino, que sin conocerlo hace un año que amo a Fernando», dijo Sandra, una de las cientos de personas que se acercaron a lugar.

Por su parte, Diego, quien llevó varios alimentos no perecederos junto a su pareja, sostuvo que «es emocionante» ver a los padres de Fernando y destacó la solidaridad de las personas: «Lo que tiene el argentino es que entre tantas malas noticias, mucha gente se compromete con el dolor de otro.»

«Estoy enterada y muy agradecidas por todas las demostraciones que están realizando para homenajear a Fernando y le agradezco infinitamente de corazón»señaló Graciela, mientras una fila de mujeres junto a sus hijos esperaban saludarla.

Desde temprano en varias de las entradas al Parque Rivadavia se observó a personas ingresando con bolsas de alimentos o útiles escolares.

Rugbiers: La pandemia de los acusados del crimen de Gesell

Máximo Thomsen (20), Ciro Pertosi (20), Luciano Pertossi (18), Lucas Pertossi (21), Enzo Comelli (20), Matías Benicelli (20), Blas Cinalli (19) y Ayrton Viollaz (21) ya no son insultados y pasan desapercibidos.

Los rugbiers permanecen alojados en el pabellón 3 de la Alcaidía Departamental La Plata 3, en cuatro celdas contiguas con capacidad para dos detenidos cada una.

Los ocho amigos permanecen siempre juntos y su rutina es como la de todos los presos: De lunes a viernes tienen permitido permanecer tres horas al aire libre. En el Pabellón 6 los amigos suelen caminar, sentarse al sol y charlar. Si bien al comienzo eran insultados, el correr del tiempo calmó las aguas y el hostigamiento cesó.

Los detenidos pasan horas leyendo novelas que les acercan sus familiares, a quienes no ven desde que se decretó el aislamiento preventivo.

Historias y novelas son los libros más elegidos. Desde adentro del penal aseguran que Thomsen es un apasionado de la novela épica y de fantasía. Los rugbiers se comunican con sus familiares a través de un único teléfono que comparten entre los cuatro y no tienen redes sociales.

Desde su entrada no protagonizaron incidentes ni han hecho peticiones a los agentes penitenciarios y aseguran que se comportan con respeto hacia el personal. La alimentación, es la misma que reciben los otros presos en base a un catering que incluye las cuatro comidas. Sus familiares les envían yerba, galletitas y medialunas.

Si querés recibir las noticias de Anticipos Diario GRATIS a tu celular, envíanos un mensaje al WhatsApp de la redacción haciendo clic en el ícono que te aparece abajo a la derecha de tu pantalla.

También podés seguirnos vía twitter haciendo click en: @diarioanticipos

Anticipos Diario
- Publicidad -