Repartidores-de-Pedidos-Ya-hicieron-justicia-por-mano-propia-en-Hurlingham
- Anuncio -

Unos quince repartidores rastrearon al ladrón de una motocicleta de un colega en Ituzaingó y el domingo por la tarde lo capturaron en el cruce de Juan B. Kiernan y San Juan, en Villa Tesei, Hurlingham. Le dieron una golpiza, lo ataron de ambas manos, lo obligaron a confesar dónde estaba el rodado y lo llevaron hasta el lugar.

Repartidores de Pedidos Ya hicieron justicia por mano propia en Hurlingham. El ladrón confesó dónde estaba la moto: en una casa de la calle Cura Navarro de Villa Tesei. Uno de los repartidores lo sujetó de las manos al ladrón de nombre F.L. y le apretó la cara contra la reja de una ventana de la casa de Cura Navarro mientras recibía golpes en la nuca. En tanto, F.L. le rogaba al dueño de la vivienda que entregara la moto que había robado en Ituzaingó a los repartidores.

Luego de un lapso de tiempo en que existió una tensa discusión entre las partes, el propietario de la vivienda entregó la moto.

En ese momento llegó personal del Comando de Prevención Hurlingham (CPH) y el dueño de la vivienda confirmó que unas 15 personas a bordo de motocicletas y vestidas con chaquetas de Pedidos Ya, se hicieron presentes para reclamar la devolución de la moto Mondial LD110.

- SUSCRIBITE GRATIS -

Luego, familiares de F.L. se presentaron en la Comisaría 4a de Hurlingham para denunciar que un familiar había sido secuestrado y golpeado por un grupo de hombres. Pero paralelamente, se presentó el propietario de la motocicleta hurtada para pedir que levanten el pedido de secuestro de su vehículo porque ya lo tenía en su poder.

La causa quedó en manos de la UFIJ N° 3 del Departamento Judicial de Morón, a cargo de la fiscal Valeria Courtade, quien abrió una investigación bajo la carátula «averiguación de ilícito«.

Si querés recibir las noticias de Anticipos Diario GRATIS a tu celular, envíanos un mensaje al WhatsApp de la redacción haciendo clic en el ícono que te aparece abajo a la derecha de tu pantalla.

- Publicidad -