Cristina y Alberto: El regreso al nestorismo

Cristina y Alberto: El regreso

Cristina y Alberto: El regreso al nestorismo. Hoy pegó como un trueno la noticia. Cristina Fernández de Kirchner lanza un video diciendo que se baja, que Alberto Fernández será su candidato a Presidente, que ella se postula de Vicepresidente en la misma fórmula e invita a todos a una PASO.

Cristina y Alberto: El regreso al nestorismo. La sorpresa es múltiple. El armador de Florencio Randazzo 2017, el hombre que se presentó frente a los medios y ante la Justicia Electoral cajas llenas de ladrillos diciendo que eran avales para una PASO, ahora es candidato a Presidente de Cristina Fernández.

(por Andrés Llinares).- En principio es el regreso al nestorismo. El Jefe de Gabinete de Néstor Kirchner ahora será candidato a Presidente de la Nación. Detrás, Cristina.

Estaba fuera de toda encuesta. Y no por casualidad. Cualquiera sabe que Alberto Fernández tiene buena relación con todos los factores de poder. Incluso, se sabe, con el Grupo Clarín, no el diario, que es una partícula dentro de la multinacional argentina. Con el Grupo entero.

Todos los que no quieren a Cristina, hablan con Alberto Fernández. Y todos los que hablan con Alberto Fernández, terminan relajados.

Acá, una falla. Es un pacto entre los factores de poder. No un acuerdo con la gente. Pero es lo que hay. Hoy la política, no esta en condiciones de acordar con la gente. Entre la pretensiones de la gente y la capacidad de la política, hay una brecha inconquistable.

Alberto Fernández no es el show bizarro de Luis D’Elía en cuero dentro de una Pelopincho en Plaza de Mayo.

Alberto Fernández es un tipo serio que no tiene ruido, no tiene escraches, no pasa por la justicia, se alejó del cristinismo duro, furioso e inmaterial. El cristinismo que declama y provoca pero la matriz productiva y la generación de riqueza en Argentina sigue en manos de los de siempre para que pierdan los hijos de nadie.

Cristina y Alberto: El regreso

Alberto Fernández es el tipo que puede hablar con Sergio Massa, Roberto Lavagna, Juan Schiaretti (Gobernador de Córdoba) y Omar Perotti (Santa Fé) en los mismos términos.

No le falta el respeto a nadie. Nadie le falta el respeto a él.

Alberto Fernández, si gana la Presidencia de la Nación, va a intentar comenzar como Adolfo Suárez en España para terminar como Felipe González, también en España.

Alberto Fernández sabe que en principio se necesita un acuerdo político que se pliegue sobre el económico.

Hace 17 horas que Alberto Fernández no escribe un Twitter. Hace 17 horas que comenzó la estrategia.

El intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, ha las 10:45 de hoy dijo vía Twitter: “Felicitaciones Alberto Fernández. El Pueblo argentino renueva las esperanzas de volver a ver a nuestro país de pie y sus sueños convertidos en derechos. Gracias Cristina una vez mas demostraste tu enorme humildad y amor”. Y con la foto que se exhibe a continuación.

Cristina y Alberto: El regreso

Alberto Descalzo, intendente de Ituzaingó, todavía no se pronunció. Seguro esta conforme. Tampoco Martín Insaurralde, el intendente de Lomas de Zamora. Sí Gustavo Menéndez, el jefe comunal de Merlo. Obvio que le dio su respaldo.

La noticia, en el arco peronista, es buena, positiva, alentadora. Alberto Fernández nunca dejó de dialogar. Nunca dejó de decir lo que pensaba. Y Cristina pasa a un segundo plano, a una candidatura a Vice. El desgaste es enorme. No tiene chances de hacer otro esfuerzo.

¡Recibí noticias de Diario Anticipos en tu Whatsapp GRATIS!

Aunque descoloca a los que apostaron a una derrota com victoria, como Juan Manuel Urtubey. y puede enrolarse en la misma línea Sergio Massa, cada vez con menos espacio.

¿Y ahora? Digo: Y ahora que se bajó Cristina, ¿nadie piensa bajarse?

Entre las 20 Verdades Peronistas, la Número Ocho dice: Primero la Patria, después el Movimiento y luego los Hombres. En este caso, como dice Cristina en el video, las Mujeres.

Listo, se bajó. Y retoma el nestorismo que jamás debió haber abandonado.

El nestorismo es peronismo (que no es PJ), más movimientos sociales, más transversalidad.

Atravesado por Alberto Fernández, es la moderación. Compuesto por Cristina Fernández, el límite.

Los armados de Cristina Fernández no fueron buenos aunque nadie del espacio quiera reconocerlo. Perdió en 2013, 2015 y 2017.

¿Ahora el cristinismo qué piensa? Que la “jugada” es genial como si el destino de una país y de toda una sociedad fuera un acto lúdico. Una competencia de estudiantes secundarios.

Cristina y Alberto: El regreso

No es un juego. Debe ser real. Y en esa realidad te destrozan, sobrevivís, perdés, te jubilan, resurgís. La realidad la hacés con esfuerzo y trabajo, no jugando. No se trata de renegar o criticar. Se trata de cambiar todo lo que no funciona.

La política se alejó y hace mucho de la gente. Tanto, que los dirigentes hablan todo el día de la Escuela Pública y mandan a sus hijos a colegios privados. Tanto, que hablan todo el día de la Salud Pública, y abonan la Prepaga con mejor servicio.

Hablan de la gente como si fueran terceros y no parte. Nadie acá es Eva Perón. Evita era plebeya. Hoy no tenemos la vos de los plebeyos entre los grandes dirigentes. Sólo sobre algún escenario de rock, como cuando sube el Indio Solari canta Jijiji.

Con Alberto Fernández a la cabeza, el camino es resintetizar todo e invertir la fórmula de vencedores y vencidos de la Revolución Libertadora, la que desencadenó lo peor de nuestra historia que intentó cerrar la última Dictadura Militar, la genocida, por la vieja frase de la marcha militar peronista de “Todos Unidos Triunfaremos”.

Alberto y Cristina

Retomar el origen no es retroceder. Retroceder es retirarse. Replegarse es resistir. Volver, con o sin la frente marchita, es retomar.

Hoy cualquier opinión, como esta, es prematura.

Hoy, puertas adentro, se debate sin chances de lograr una conclusión. Ya esta todo dicho. Lo dijo Cristina.

Quizás, y sólo quizás, Alberto Fernández, le de seriedad a este circo estúpido y mediocre de variedades en el que se transformó la política.

En la falta de ética y valores que también se la llevó puesta.

Mientras tanto, ocurre lo mismo de siempre. Pensar la historia, lo que no es fácil para un tipo que escribe.

Porque, ¿qué es la historia, la historia argentina? Es el texto infinito de un escritor enloquecido que sabe de antemano que va a morir sin redactar el final.

Si querés recibir las noticias gratis a tu celular, envíanos un mensaje al whatsapp de la redacción de Anticipos: 11 5 308 1445.

También podés seguirnos vía twitter haciendo click en: @diarioanticipos

Diario Anticipos

Te acordás?

1 COMENTARIO

  1. Es una jugada, nada más. No es un renunciamiento, ni mucho menos. Es una jugada para obligar al resto del peronismo a ir a una PASO. Alberto Fernandez, si gana, irá al gobierno. Cristina Fernandez irá al Poder. Alberto Fernandez forma parte de la Casta Política que fracasó para hacer de nuestro país una Sociedad Mejor. Mientras no resolvamos el grave problema ético que tiene nuestra sociedad, vamos fritos, y Alberto Fernandez no la va a resolver, lo va a agravar.

ESCRIBÍ TU OPINIÓN!

Por favor, ingrese su comentario aquí.
Por favor escribí tu nombre aquí