¿Te acordás de Javier Portales de

Un artista icónico del Canal Nueve de Romay. Quienes tengan más de 40 años se preguntarán ¿Te acordás de Javier Portales de «No Toca Botón»?. En su papel de Álvarez en la dupla con Olmedo hizo historia en la televisión humorística.

Al mirar para atrás en la historia televisiva es imposible no interpelar a un par: ¿Te acordás de Javier Portales de «No Toca Botón»?. Su nombre real era Miguel Ángel Álvarez, siendo Javier Portales, apenas un nombre artístico. Nació en Tancacha, una localidad del centro de la provincia de Córdoba en 1937.

Sus comienzos tuvieron lugar sobre tablas. El teatro es casi siempre un espacio de apertura para jóvenes talentos que después probaron suerte en los medios electrónicos como la radio y la televisión. Su primera incursión fue en una obra llamada «Quinto Año Nacional» de Abel Santa Cruz. Allí debutaría con Santiago Gómez Cou y el recordado Julio de Grazia.

De la mano de la radio, siempre eterna

Cuando era niño sufrió un duro trauma por el fallecimiento de su padre, Aniceto, peluquero de profesión. También fue complicada para él la decisión de su madre de irse a Rosario para trabajar, estudiar y recibirse de enfermera. Miguel Ángel, a quien todos conocemos como Javier, era pupilo en un colegio religioso y en sus fantasías estaba llegar al teatro y a la calle Corrientes.

En su tiempo libre trabajaba en un taller de máquinas de escribir. Un día, de esos que el destino hace que las cosas funcionen para bien, llama por teléfono una mujer. Atendió Portales y la voz del otro lado lo marcó. Se trataba de la actriz Erika de Boero quien le preguntó si se animaba a trabajar en radioteatros. Con 13 años se presentó a un casting y a las dos semanas era parte de «Que el cielo la juzgue» en LT8 Radio Cerealista. Tres años después viajó a Buenos Aires donde se instaló en una pensión y ganaba dinero animando una boite, cuando se dieron cuenta de que era menor de edad lo despidieron.

¿Te acordás de Javier Portales de «No Toca Botón«? Hasta el Maipo no paró, y después tampoco

Tiempo después probó suerte en Paraguay y no hubo buenos resultados. Volvió a Buenos Aires. «Un día le oí decir a Dringue Farías que en el Maipo necesitaban cubrir un papel. Me acerqué y le dije Señor, yo soy actor. Me contestó: Bueno, pibe, te llamo por teléfono, y yo pensé: Todos dicen lo mismo y después no se acuerdan más». Pese a sus pronósticos, Dringue Farías lo llamó y le hizo jurar que era actor. Se tomó el 259 y tembló cuando tomó Suipacha.

«Dringue me prestó hasta la ropa para actuar y me consiguió un sueldo que para mí era una fortuna». Corría 1955; empezaba una larga, versátil carrera que ahora terminó. «A lo mejor tengo una tristeza que me cuesta manejar y que me traiciona cuando no me doy cuenta», dijo a Clarín.

La fama llegaría de forma abrupta con su intervención en «Operación Ja-Já», donde se sumó a una mesa con notables como Juan Carlos Altavista (recordado como Minguito) , Fidel Pintos, Abel Gracía Grau y Jorge Porcel. Fue en ese envío televisado en el que conoció a su dupla perfecta, alguien con quien la química sería total: Alberto «El Negro» Olmedo.

¿Te acordás de Javier Portales de "No Toca Botón"?

¿Te acordás de Javier Portales de «No Toca Botón»? Un actor «Todo terreno»

«Yo no encuentro contradicción: trabajo con Olmedo o Porcel, hago Gogol o Brecht en teatro y escribo La sartén por el mango. Trabajo con la mayor responsabilidad. Si los demás se desorientan es problema de ellos», dijo a los medios en 1980.

La fórmula era sencilla pero efectiva: Portales encarnaba al hombre de clase media refinado, medido, que no se permitía la menor incorrección ni exabrupto. Olmedo, todo lo contrario. Y ahí residía la magia de lo que ocurría no sólo en pantalla sino en los shows musicales y películas en las que participaron, manteniendo esa estructura en las que por momentos, Portales era una especie de villano querible. En los 70 hizo del mánager de Los Parchis en las películas que el conjunto estrenó en las salas. Su relación con el querido Olmedo sería tan sólida que cuando «El Negro» falleció, Portales dijo: «Murió una parte de mí mismo», allá por 1988.

La dupla con Francella y homenajes por su trayectoria

En la década del 90 continuaría su fama absoluta por ser parte del elenco de una recordada «tira» de Canal Trece: «Son de Diez», con Claudio García Satur, Florencia Peña y Silvia Montanari, entre otros. También «Un hermano es un hermano» con Guillermo Francella, esta vez por la pantalla de otro canal líder: Telefé. A finales de esa década, recibió el Premio Podestá por pertenecer desde hace varias décadas a la Asociación Argentina de Actores. Falleció el 14 de octubre de 2003 luego de una larga enfermedad. Fue homenajeado en vida en varias ocasiones con un aplauso cerrado de todos sus colegas.

En el 2014 Martín Bossi y Jorge Crivelli, conocido popularmente como «Carna» junto a Susana Giménez hicieron un sentido homenaje a Borges y Álvarez en Telefé.

Si querés recibir las noticias de Anticipos Diario GRATIS a tu celular, envíanos un mensaje al whatsapp de la redacción haciendo click en el ícono que te aparece abajo a la derecha de tu pantalla.

También podés seguirnos vía twitter haciendo click en: @diarioanticipos

Anticipos Diario
- Publicidad -