Y el Club Morón cumplió 120 años con un reconocimiento a todos los Presidentes y Socios Vitalicios

Y el Club Morón cumplió 120 años con un reconocimiento a todos los Presidentes y Socios Vitalicios. Fue en la sede de la entidad deportiva de Castelar. El histórico club de básquet, vóley y tenis atravesó tres siglos, más de una crisis y un tornado para seguir vigente.

(por Andrés Llinares).- Con una organización impecable, precisa y afinada, y la participación de socias y socios del club de todas las generaciones, la noche atravesó su momento más emotivo cuando reunió a todos los que fueron presidentes durante años, décadas anteriores.

Uno a uno los nombró el actual titular de la entidad, Juan Pabló Bó, y se acercaron a recibir la distinción más especial del club: una camisa única, edición limitada, con los colores de la institución que a su vez lleva el número 1 y la palabra “Presidente”.

Se acercaron al centro del salón para recibir la distinción y hablar los ex Presidentes: Juan Mirenna, Aitor Muro, Margarita Laber, Jorge Lopriore Sergio Scollo. Mientras que Horacio Sacallia ausente por un viaje al exterior, dejó un saludo que fue emitido en video. Y se guardó una de las prendas para Raúl Rezzónico que desde hace décadas vive en Italia y visita nuestro país en ocasiones.

Y luego formaron para la foto institucional de menor a mayor altura. En la foto, de izquierda a derecha del monitor, se lo ve a Juan Mirenna, Margarita Laber (Primera Presidenta mujer del club), Jorge Lopriore, Juan Pablo Bó (actual Presidente del Club Morón), Aitor Muro y Sergio Scollo.

También, hubo un reconocimiento a los socios vitalicios de la institución que son aquellos que compartieron al menos cinco años consecutivos dentro de la institución.

Y entonces recibieron una distinción similar Matilde Metola,Juan Mirenna, Aitor Muro,Putzi Bó,Anita Cibeira, Carlitos Bonicalzi (el socio de mayor antigüedad) y Vicky Aguirre.

Y su vez, se le dio un reconocimiento a Norberto TarríoCampeón del Equipo 1957 de la Liga Porteña, la máxima categoría en aquellos años del básquet metropolitano.

El actual Presidente, Juan Pabló Bó, recordó los hechos más importantes del club que actualmente tiene desde Gimnasia Deportiva, Iniciación Deportiva y Futsal hasta escuela de básquet, vóley y tenis junto a la mirada atenta y temprana del Tesorero del Club, Andrés Castellano; el Secretario, Andrés Llinares (que escribe esta nota) y el apoderado legal, Jorge Basail.

De la cena, participó el intendente Ramiro Tagliaferro, el concejal Leandro Ugartemendia y su esposa, el Secretario de la UGC de Castelar Norte, Gustavo Parodi, y Matías Barreiro de la Unidad Intendente.

Una historia de 120 años: De los Orígenes a la Expansión

Faltaban dieciocho años para que la Nación cumpliera sus primeros cien años de vida cuando un grupo de jóvenes entusiastas de Morón se propuso crear una institución que los identifique y los represente ante la sociedad.

Eran artesanos, hombres con voluntad de forjar un lugar común para desarrollar actividades. La idea de este grupo se concretó un 4 de diciembre de 1898, pero nunca hubieran imaginado que éste, su proyecto de unión social, perduraría a lo largo de los años, convirtiéndose en una institución modelo, orgullo de toda la comunidad moronense.

Nace el “Club Morón” y con él las primeras incursiones deportivas.

Hacia 1942, el básquet -con el acercamiento al Araucanos Club– y las bochas, eran las disciplinas más destacadas de una institución que apenas comenzaba a dar sus primeros pasos.

Entre 1942 y 1957 quedó cristalizado el crecimiento de Morón y su perfil comercial. El continuo desarrollo demográfico del Partido desde 1890 se debió a la afluencia de inmigrantes, siendo un sector importante de la población  extranjeros. En 1947, el partido de Morón superó los 110 mil habitantes, de los cuales un 21 % era extranjero.

En estos años, el Club Morón siguió consolidándose y empezó a definir su perfil institucional como entidad reconocida de la ciudad. “La Exposición de Bellas Artes”, los exitosos “Jueves de Cultura”y los “Juegos Florales” organizados para el 50º Aniversario, son los ejemplos más claros.

El período iniciado en 1943 trajo el desarrollo del deporte en el club. Y el básquet continuaba dando satisfacciones. En 1943 el equipo de Segunda División ganó la Copa ANBA en una final en la que enfrentó a Gimnasia y Esgrima de Buenos Aires.

En 1945, el equipo de básquet consigue el Campeonato de segunda división y con ello el derecho a ascender a la categoría máxima.

El crecimiento del desempeño en las actividades deportivas no permitió dejar de lado las inquietudes sociales, culturales y artísticas que desde su fundación como Sociedad de Artesanos se consagraron como objetivos fundamentales.

El 9 de julio de 1945 se realizó la “Exposición de Bellas Artes” con artistas internacionales.

El Club siguió manteniendo un objetivo y no pospuso un aspecto sobre el otro: ni el aspecto cultural sobre el deportivo o el deportivo sobre el cultural.

En 1948 y al cumplirse 50 años de vida, el Club Morón sorprende a la ciudad organizando sus primeros “Juegos Florales”.

Ese mismo año se organizó el primer salón de Arte Fotográfico.

El 17 de julio de 1945 se convocó a una asamblea que tuvo como propósito dejar constituida una sociedad civil. Se nombró un presidente y un secretario provisorio. Ángel Bó (abuelo del actual Presidente) y Américo Rossi fueron designados para esos cargos de manera unánime.

Entre 1957 y 1975 el Club Morón empieza a forjar su destino como institución. En cuanto a lo edilicio, adquiere el predio de Bernardo de Irigoyen 138 (donde funciona actualmente) y construye muchas de las instalaciones que perduran hasta nuestros días, como la pileta, el gimnasio techado, las canchas de tenis y la confitería.

El básquet continúa su camino ascendente después del título de Primera División y con el surgimiento de Raúl Rezzónico, el ídolo máximo de la institución.

Los últimos años de la década de los ’60 vieron nacer a una nueva disciplina en el club. Con la llegada de la familia Metola, el tenis toma un fuerte impulso que dio lugar a la aparición de Daniel Pérez Brea, uno de los jugadores más destacados del CM.

Al comenzar el año 1961 la sede se encontraba en Rivadavia 18.452. El predio era alquilado y ante la imposibilidad de comprarlo, el 7 de julio de 1962 se propuso a los socios destinar la indemnización por la rescisión del contrato a la edificación de una sede propia, en Casullo entre Rivadavia y Almirante Brown; y en mayo de 1963 se aprobó la compra del predio.

Casi paralelamente a esta adquisición se consigue el predio en el que actualmente funciona el club, en Irigoyen 138. Los terrenos eran propiedad de Santiago Canale, pero eran utilizados por Club del Personal Municipal que no le daba demasiado uso. Es por eso que Canale respondió a una solicitud del club donándole 11 mil metros cuadrados.

El tan ansiado título en básquet de Primera división finalmente se logró en 1957. Curiosamente el match final se jugó en enero del ’58 en la cancha de Ateneo de la Juventud y quedó grabado en la retina de los moronenses: El partido fue contra Defensores de Santos Lugares y ganó CM por 69 a 59 con en una actuación sobresaliente. El plantel estaba formado por Norberto Giusti, Oscar Gamba, Enrique García, Eduardo Scarabino, Néstor Tavoloni, Emilio Aguirre, José Curti, Luis Pinasco, Horacio Dubovitsky, Carlos Alemano y el ídolo máximo, Raúl Rezzónico.

Los `70 pegaron un salto cualitativo en básquet con Osvaldo Guerra como entrenador de la Primera División, tanto que aún las viejas y no tan viejas generaciones del club lo recuerdan con orgullo.

En 1973 se empieza a tallar la excelencia del tenis en el CM. El equipo masculino competía con éxito en torneos interclubes. Comenzó en cuarta división y en ochos años alcanzó la categoría intermedia, donde se desempeñó y mantuvo a lo largo de muchos torneos.

En el plano institucional, 1978 fue otro año que demostró la fuerza y la vivacidad de la institución. Ese año se aprobó la compra de los lotes 12, 13 y 14 de la manzana F, ubicados en frente de la actual sede, para ampliar las instalaciones del Club.

El crecimiento del tenis comenzó a finales de 1968. El Club se afilió a la Asociación Argentina de Tenis para comenzar a competir activamente.

A partir de 1979 se desarrolló la Copa Ricardo Metola de tenis en memoria de este socio que tanto hizo por este deporte.

A comienzos de la década del 80 se creó una iniciativa de vanguardia. Se trataba del “Centro de Entrenamiento de Alto Rendimiento”.

En 1974 se comenzó a practicar Voley femenino en CM bajo la conducción del entrenador Aníbal Porrini.

La década del ’80 fue testigo de una etapa soñada para el equipo de Básquet de Club Morón.

Con cada partido el gimnasio desbordaba y toda la ciudad estaba pendiente de los resultados.