- Publicidad -

Bajo la consigna «Jornada de Lucha por la Educación Pública» y en el «marco de las acciones locales promovidas por la CTERA, los docentes caminamos las calles de Morón para que el gobierno ajustador de Mauricio Macri, María Eugenia Vidal y Ramiro Tagliaferro escuchen», le dijo a este medio Diego Fernández, Consejero Escolar de Unidad Ciudadana.

Ayer, cientos de docentes iniciaron una jornada nacional de protesta convocada por la Confederación de Trabajadores de la Educación (CTERA). Y paran las clases en Buenos Aires, Capital Federal, Corrientes, Chaco, Santa Cruz y Tierra del Fuego en reclamo del restablecimiento de la Paritaria Nacional Docente.

Los docentes no cerraron paritarias en ninguna de las jurisdicciones nombradas: Buenos Aires, Capital Federal, Corrientes, Chaco, Santa Cruz y Tierra del Fuego.

 

Ayer, en Morón, marcharon por el área central, fueron hasta el Consejo Escolar, pararon en el Concejo Deliberante y terminaron frente al Palacio Municipal.

De la marcha por el área central Morón participaron los concejales de Unidad Ciudadana Hernán Sabbatella, Florencia De Luca, Juan Carlos Martínez y Paula Majdanski.

Consultado por Anticipos, Hernán Sabbatella dijo: «Acompañamos hoy a los docentes en la marcha convocada por Suteba Morón para decirle no al ajuste en educación en la provincia de Buenos Aires y en nuestro distrito. Tanto en las escuelas provinciales como en las instituciones municipales se sufren los recortes que incluyen el cierre de cursos y turnos, problemas de infraestructura y el mal funcionamiento del servicio alimentario escolar (SAE). La educación es un derecho de todos y todas y por eso acompañamos el justo reclamo de los y las docentes para alcanzar una resolución al conflicto salarial en un marco de diálogo y consenso y no de amenazas a las y los trabajadores. Por la urgente convocatoria a la Paritaria Nacional, por una nueva Ley de Financiamiento Educativo, en defensa de los derechos previsionales de los docentes, en defensa del Fondo Nacional de Incentivo Docente y por condiciones dignas de enseñar y aprender. Por el presente y el futuro de nuestros pibes y pibas la educación pública no puede esperar».

- Publicidad -