Cromañón: Colocarán una placa por la víctima Gisela Rebeca Barbalace

Luego de que Ada Ruth Sirlin, de la Asociación Civil Argentina República de Cromañon, solicitara en Banca Abierta del Concejo Deliberante, colocar una Placa Recordatoria con el nombre de Gisela Rebeca Barbalace, víctima de Cromañón, se aprobó el proyecto por unanimidad y será colocada en la Plaza Alsina de Villa Sarmiento donde la joven jugaba en su infancia.

La Tragedia de Cromañón se produjo la noche del 30 de diciembre de 2004 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El establecimiento se encontraba en el barrio de Once. Y durante un recital de la banda de rock Callejeros, a causa de una de las tantas bengales que tiraron en su interior, se prendió fuego.

Sumadas a las 194 personas muertas, hubo 1432 heridos fueron los heridos. 

Acá, la entrevista de Anticipos a Miguel Barbalace, padre de Gisela, en 2005, a un año de su muerte:

Cromañón: “Después de la muerte de Gisela, no tengo más vida”, dijo el padre

El 28 de diciembre de 2011, Miguel Barbalace, papá de Gisela, publicó una de las tantas cartas públicas dirigida a su hija. La de esa fecha, dice:

No se si habrás partido de esta vida sabiendo lo mucho que te quiero y que daría mi vida por cambiarte el lugar.

Confío totalmente en Dios, que te tiene cuidada y resguardada, y no puedo evitar sentir que me hubiera gustado que vivieras más entre nosotros, que pudieras disfrutar mas, que siento que es muy corto el tiempo que estuviste aquí y que mi “posesividad” es la que está determinando mi pensamiento.

Con Fe en Dios, confío que estás mejor, en un paraíso mágico de amor. Aunque , como te digo, me hubiera gustado irme primero, como lo que es “natural”, que nos vayamos primero los más viejos.

No lloro ante nadie, ocultándome de todos les muestro “fortaleza” para poder resignarnos ante esta tragedia.

Son muchos los que están expectantes que no me caiga, especialmente tu abuela que copia todos mis sentimientos y muchos los que quieren que siga haciendo cosas por vos y para vos y no me puedo dar el “lujo” de sufrir públicamente, en cambio, en soledad, no necesito confesártelo, seguramente vos estarás viéndolo por vos misma.

Te quiero muchísimo, siento que no estuvimos todo lo que hubiéramos podido estar juntos y siento que al mismo tiempo, se me llena de orgullo que hayas sido una “petisa piola” porque en muy breve tiempo, hiciste amigos y entrañables vínculos con gente muy buena.

Hoy, luego de ir nuevamente frente a tu última morada en Chacarita, te lo dije en persona, a solas, seguro me escuchaste y comprendiste.

Habré tenido millones de falencias como papá, mil millones como ser humano. Espero algún día un reencuentro que nos permita comunicarnos mejor y completar todo lo que no tuvimos la oportunidad aquí. Confío que Dios nos dará la oportunidad de vernos nuevamente y para siempre.

Quiero tener presente que no moriste, que estás entre nosotros en una visión de Alma y Fe que solo Dios es capaz de interpretar. Quiero pensar que desde ese mágico lugar del Paraíso, sentís como todos nosotros… tu familia, tus amigos y amigas, estamos mostrándonos abiertamente a tu persona, entregando lo más sentido de nuestros corazones.

Vos sabés muy bien que siempre te voy a amar con el alma.

Papá

Gisela tenia 17 años y un futuro muy prometedor planeaba estudiar ciencias económicas y cursar un profesorado de historia, pero por culpa de la corrupción ella es una víctima mas de la injusticia del país.

QDEP.

Gisela Barbalace Presente AHORA Y SIEMPRE

Tres víctimas de Cromañón vivían en Morón:

Cromañón – Los tres muertos de Morón: Gisela, José y Marianela